pensamiento

6 Técnicas para parar el pensamiento

A lo largo del día tenemos unos 60.000 pensamientos, muchos de ellos negativos, y para el adicto en recuperación, la mayoría de ellos relacionados con el consumo

 

Es muy importante aprender a identificarlos y sobre todo a pararlos, ya que si estos pensamientos siguen su curso natural, desembocan en un consumo o en una situación emocional tan complicada que parece que el consumo es la única salida

 

La mayoría de estas técnicas están orientadas a darle “trabajo” a nuestro cerebro, de esta manera lo mantenemos ocupado en otras cosas menos agresivas para nosotros mismos

 

Aquí os dejamos las técnicas que nos parecen más eficaces

 

 

 

  • Contar hacia atrás: Todo un clásico de los tratamientos de adicciones, es tan sencillo como contar mentalmente hacia detrás, cuanto mas lo compliques más efectivo es. Por ejemplo, de 3000 a 0 de 7 en 7: 3000, 2993, 2986, etc….
  • Sumar matrículas: Muy útil cuando se va en coche o caminando por la calle, sumar los números de las matrículas de los coches supone una buena distracción a la vez que un entrenamiento en agilidad mental
  • Gracias y adiós: Uno de los métodos más efectivos, requiere de un trabajo previo con tu terapeuta para aprender a identificar esa parte de tu dialogo interno que te hace daño, una vez hecho, se adquiere esta herramienta rápida y eficaz
  • Presionar la lengua contra el paladar: Presiona la lengua fuerte contra tu paladar, de esta manera estas bloqueando los micro gestos faciales y sin estos, el pensamiento se dificulta mucho. Es espacialmente útil ya que se puede hacer sin que nadie se de cuenta. Prueba a hacerlo! Verás como pensar se vuelve muy complicado.
  • Cantar en voz alta: Es importante que sea en voz alta, ya que estaremos implicando al lenguaje, y mientras nuestro cerebro construye la letra de la canción, no es capaz de construir pensamientos a la vez.
  • Mindfullnes y meditación: Estas técnicas requieren de un cierto entrenamiento para que lleguen a ser efectivas, pero si se dominan son muy eficaces

 

¿Te animas a probarlas? Cuéntanos en los comentarios cómo te ha ido

 

Compartir: